18 de junio de 2012

Despedida, de Claudia Gray


Empiezo a creer que sí leo estos libros por masoquismo puro. ¿Qué hacía el domingo antes de entrar de vacaciones de semana santa yo leyendo Despedida de Claudia Gray, de la saga Medianoche que es una de las sagas de la progenie infinita que creo Crepúsculo (que antes había libros pésimos, pero no tantos). Así que sí alguien vio mi tweet de “¿Qué hago a las doce de la noche leyendo libros malos?” ese día ya sabe que estaba leyendo.

Sinopsis: Bianca ya forma parte de la Cruz Negra, la organización mundial de cazadores de vampiros, y bajo la tutela de Kate y Eduardo, se entrena con disciplina militar. Ninguno de sus compañeros conoce su verdadero origen y, en algunas ocasiones, esconder sus poderes sobrenaturales no le resulta nada fácil. Por suerte, Bianca cuenta con el apoyo incondicional de Lucas, aunque lo cierto es que le gustaría pasar mucho más tiempo con él. Las cosas se complican cuando Bianca descubre que Kate y Eduardo han capturado a Balthazar y se disponen a torturarlo para obtener información acerca de la señora Bethany. Muy afectada por la noticia, Bianca siente que no puede mantenerse al margen, pero sabe que ayudar a su amigo supondría infringir todas las normas de la Cruz Negra...

En fin, ¿qué tenemos en este tercer suplicio? (sí, quedo claro que leo por puro masoquismo y aburrimiento, de entrada ya sé que el libro va a ser una idiotez, así que no espero gran cosa de él y cualquier mejora me parece extraordinaria… claro, que estos libros mejorando son como imaginar a Perla Shumajer escribiendo con buena ortografía).

Bianca es igual que antes. Media tonta, medio tonta… pero sale de todos los apuros posibles (y no precisamente por ser muy inteligente…). Lucas me saca de quicio desde el primer momento, es más, ni guapo me lo puedo imaginar. Pero vamos a los personajes secundarios, que son lo más desesperante en este libro.

Raquel (que en Medianoche me pareció un relleno y en un Adicción un personaje que había llegado a donde estaba por pura suerte) se va para atrás, involuciona todo lo que le es posible involucionar a un personaje como ella. Dana es de relleno, pero cae mejor que Raquel. Eduardo parece un niño de cinco años cuando no esta enfrentándose a vampiros… no, wait, parece un niño de cinco años todo el jodido rato que aparece. Kate es… Kate. Omitiré las opiniones hasta el siguiente libro.

Tenemos a una banda de Cazadores de vampiros (la cruz negra) que se ha terminado por volver ridícula hasta límites insospechados. Si al principio parecía coherente, olvídense de eso: son ridículos al 100x100. Igual que los vampiros, si a esas vamos. Bueno, a todos los vampiros exceptuando por Balthazar que es como la sal del libro. Cloruro de Sodio (Balthazar) es lo único medianamente interesante, y en este libro involuciona todo lo que puede involucionar. O sea, que acepte que Charity está loca y ya. Pero nooo, el muy idiota ahí va, tras ella. Y luego porque pasan las cosas.

En fin, para que hablo más, el libro es ridículo. Bianca y Lucas son ridículos. Todo es ridículo. La saga dejo de tener coherencia (¿la tuvo alguna vez?) para siempre.

Nea

PD: A falta de entradas mejores…

2 comentarios:

  1. Oh vaya, y ¿ahora que hago con los cuatro tomos que tengo?
    -______-
    Siempre digo que no seguiré comprando los volúmenes de una saga sin leer el primero y siempre hago caso omiso. Abandoné Medianoche hace tres o cuatro años, no recuerdo bien el por qué -tal vez se deba a un ataque de pena ajena que me da- pero sí recuerdo que no quise retomarlo, ahora tengo los tres siguientes y tu reseña no ha aumentado mis ganas de ponerme con ellos... Es que Bianca es... ¿sosa? Sí, sosa.
    Y concuerdo al 100x100 contigo sobre la progenie de Crepúsculo... pero será tragarme mis pensamientos -igual que hice con Lazos de sangre- y leer... luego tengo varios libros geniales esperándome -___-
    Claro que no me lanzaré a la tarea ya mismo, que tengo instinto de preservar mis neuronas un poco más, pero que llega el momento llega... también soy masoquista a más no poder con los libros malos.
    Gracias por la reseña.
    ¡Besos!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Siento mucho que no sepas que hacer con los libros. ._.
      Bianca es que es sosísima. No cambia no evoluciona, no nada :|
      En fin, es descendiente de Crepúsculo, aspi que ya no sabía que esperarme.
      Jajaja, compartimos el gusto por leer libros malos. Yo tengo Espejismos en la lista de espera y se ve como basura... (minimo)

      Eliminar