23 de junio de 2013

El estereotipo de la chica lectora

Lee. Quizá tiene pocos amigos, pero los libros la acompañan a todas partes. No le gustan las fiestas y los viernes no sale porque prefiere quedarse en casa leyendo el último libro que le compraron e insiste en que es «diferente». Comparte imágenes por Facebook para demostrar cual diferente es. No le gustan las chicas con cuerpo de Barbie, y dice que su cerebro la hace hermosa (a pesar de que la hermosura viene, directamente, de las proporciones). No tiene  novio y dice que cuando sea mayor va a vivir con muchos gatos porque no encuentra a su amor platónico. Sus únicos ideales de chicos son los galanes de los libros que están específicamente creados para la masturbación mentar de las chicas (acá entre nosotros: no existen ni en pintura). Aun así, denigra a las chicas que no pueden ver la «profundidad» de un libro puramente comercial y juvenil y lo único que hacen son fijarse en los personajes masculinos. Dice que no gasta su dinero en ropa (porque la moda no le apasiona), sino en libros.  Se considera a sí misma un error de fábrica y le encanta compartir el texto de “Cásate con una chica que escriba”. Llega a creerse culta porque sabe de qué trató Romeo y Julieta y está claro que no quiere un amor así porque duró pocos días y acabó con muchos muertos. A veces llega a declarar que es depresiva y casi siempre parece estar melancólica. Grita a los cuatro vientos que se «enamora» de todos los personajes que ve y se queja de que ningún chico de carne y hueso es así. Odia los estereotipos y lo más irónico, es que ella es uno.
                                   
¿Quién no conoce a una? ¿Quién no ha visto una en las redes sociales? Ponen toda su alma en demostrar que son buenas lectoras (¿según nos estándares de quién?) y algunas veces declaran a los cuatro vientos que sin tan pobres que tienen que leer en PDF’s (chica, si fueras tan pobre no tendrías el Smartphone ni me preguntarías como leer ePubs ahí), no como las gringas, que son como diosas, porque las gringas no tienen que esperar que la traducción salga (aprende a leer en inglés, o mejor, lee a hispanohablantes), las gringas obvio obvio no tienen por qué descargar PDF’s para leer (¿y tú qué sabes si lo hacen o no?, ¿les has preguntado?)… Publican las mismas frases en Twitter, las mismas fotos en Facebook, re bloguean las mismas cosas en Tumblr. Su mayor pasión —de casi todas— es el olor del papel, de un libro recién abierto. ¿Conoces a una? Quizá sí, quizá las has visto merodeando por ahí, intentando convencer al mundo de que son mejores personas por el hecho de leer y no ir a fiestas, ni salir con sus amigos. Pero, tristemente, leer no te hace culto, no te hace mejor persona, no te vuelve la madre Teresa de Calcuta.

Una chica lectora no puede ser aficionada a vestirse bien, ni a usar vestidos para gustarle a alguien. Es tachado de «superficial» al momento, como delito. Generalmente son ese mismo tipo de personas que denigran a otros lectores porque «sólo leen sagas de moda», «no ven más allá del personaje masculino», «no entendieron el verdadero mensaje del libro», y otro miles de ejemplos. Parece que lo que verdaderamente disfrutan es presumir los libros que han leído (que van desde sagas de moda hasta Marquéz y Shakespeare, no vaya a ser que no se vea una lo suficientemente culta), ya no el acto de leer verdaderamente, ya no el acto de angustia cuando le va a pasar algo a tu personaje preferido.

También son sensibles. A quien no llora con El Diario de Noah, Bajo la misma estrella, Tres metros sobre el cielo o cualquier libro parecido le dicen que es insensible, qué cómo puede ser, porque es imposible que eso pase. Prefieren el libro sobre la adaptación, obvio, y les cuesta entender que la adaptación es eso: una adaptación; y que los actores no están hechos a la medida de su imaginación. ¿Las has visto vagando por ahí? Dicen que los directores que dirigen las películas basadas en sus libros favoritos son unos idiotas porque borraron dos segundos del libro que obvio obvio son súper esenciales para entender la trama.  


Las he visto: pueblan el mundo como las barbies rubias, copia una de otra. Esgrimen el «soy diferente» como lema y Twittean frases «profundas», cada una más cliché que la otra, sacadas de Tumblr. Son el estereotipo de la chica lectora, poco sociable e incomprendida por una sociedad superficial. 

17 comentarios:

  1. muy de acuerdo con lo que escribiste, Nea. lo que algunos deberían comprender es que el mundo es lo suficientemente bueno como para guardar fuera de los libros un poco de eso que hay ahí adentro, sino ¿cómo podrían contenerlo? lo malo es aislarse. podés considerar que la sociedad o las personas o que equis es una mierda, pero no escudándote bajo la frase "porque no leen."

    plis (?), conozco personas GENIALES /hasta estoy enamorada de una/ que no han leído ni la mitad de los libros que algunos tachan de imprescindibles para el culto y sin embargo, ¿quién aprueba el culto? cada uno crea su propia cultura. a base de libros, o no. todo su conocimiento... y no lo digo yo, lo dijo Aristóteles también.

    a propósito, también la culpa la tienen los demás que ven a una puber con THG en las manos y dicen "es que la juventud está perdida, ésta chica es tan especial, es tan intelectual" o los que creen que alguien es inteligente sólo porque lee. bueno, en realidad, sabés, podemos leer 500 ensayos de Savater y sin embargo no haber entendido
    ni
    mierda.



    leyéndote siempre desde el anonimato (?);
    Lu.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. ¡Hola, Lu!

      Gracias por leerme, y sí, estoy de acuerdo en todo contigo. Sobre todo en lo último: podemos leer muchísimas cosas y no entender nada, ni ser más inteligentes por eso.

      El punto, creo, es abrirse al mundo y entender que allí afuera hay personas increíbles que pueden haber leído menos y no por eso son más tontas ;)

      ¡Gracias por tu comentario!

      Nea.

      Eliminar
  2. Toda la razón u.ú

    Las demás personas suponen que por verte con tres libros distintos a las semana no tienes vida, y no faltan las pelmas que se lo creen. Acepto que odio las fiestas, pero por mucho que lea no voy a dejar de batallar contra mi cintura (o por mi cintura, mejor dicho, ahora que ya no está debo vengarla), ni dejar de salir con los chicos que me interesan.

    "Cuando termine el colegio me iré a vivir en medio del bosque con todos mis gatos" .-. Linda idea, pero, vamos, con la que minas que quieren eso, ya no habrá bosque. Que te guste leer es una cosa, que por eso te sientas superior a los "inculturizados" que no lee, es una pavada. Y tampoco es que sean taan ultra-super-buenas lectoras, la mayoría no pasa de leer literatura, pero no saben, o se hacen las tontas, que también hay libros de historia, de filosofía y hasta las recetas de cocina, por último, los componentes del shampoo.

    Viven enamoradas de personajes de libros, que lo chicos reales son ésto y lo otro. Demonios, no vas a comparar a Draco Malfoy con tu compañero de banco, o a Romeo con tu profesor de matemáticas. Al final, espantan a los "chicos reales", que no quieren meterse con chicas que se pasan rollos eroticos con los vampiros de Crepúsculo (he oído bromas muy pesadas con respecto a esto).

    Ellas mismas se crean una burbujas que repele, y tampoco hacen nada por romper la burbujas, más bien lo opuesto u.ú

    Excelente entrada. ¡Saludos! c:

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Yo creo que no rompen las burbujas que las repelen por miedo. Porque se creen superiores por leer, se creen inteligentes. No me gusta esa tendencia. Leer es algo muy ajeno a ser inteligente, o listo, o más culto.

      Y no, todas quieren de novio al personaje de un libro escrito por y para mujeres, para satisfacer sus deseos mentales, así que sus compañeros de banco no llenan sus exceptativas, lo cual es triste...

      ¡Gracias por la opinión, Vale!

      Nea.

      Eliminar
  3. Plis, te has leido ex libris? has clavado a la protagonista XD
    No voy a decir nada porque a lo mejor soy ese estereotipo y no me he dado cuenta, porque las que dicen que no lo son a veces lo clavan.
    Pero para ser una lectora no hace falta cumplir todas esas bases. Porque las mismas que se llenan la boca diciendo que son diferentes son las que salen de un molde.

    Disfrutad y que os dé igual lo que digan los demás, a ver si no vais a poder ir bien vestidas (si os gusta) o salir porque no os pega. Gilipolleces.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Nunca me he leído Ex Libris, pero has picado mi curiosidad.

      Creo que todos cumplimos con algún punto del estereotipo, pero sí, tienes razón: las mismas que dicen que no lo son salieron del molde.

      Y tu última frase... comparto tu opinión.

      Nea.

      Eliminar
  4. Usted me ha clavado con uno que otro estereotipo XD Pero la verdad es que la idea romántica de querer encontrar a un chico de un libro es aborrecible, o la de que somos anti-sociables por preferir la compañía de un libro... Lo que me dejo con una sonrisa fue, citándote -Pero, tristemente, leer no te hace culto, no te hace mejor persona, no te vuelve la madre Teresa de Calcuta.- Conozco tantas personas que creen que se de todas las materias solo por leer XD Quede bastante alegre con esto...

    ResponderEliminar
  5. Es cierto todo, me gusta leer sagas, pero odio que todos se crean superiores por haber leido un solo libro, y me e topado con cada una de las "lectoras" que mencionas, leer antes era considerado para aprender o entretenerse, pero ahora solo es una moda y hasta se hacen llamar "Readers".

    ResponderEliminar
  6. Hola!! Buscando sobre estereotipos sobre la "chica lectora" me topé con tu blog. Sí, ya me topé antes con los textos de "sal con una chica que lea" o "una que escriba" y me parecieron más que nada románticas y terriblemente estereotipados.

    Yo soy una persona que lee (según). Me dedico a la ciencia y amo la literatura; sin embargo cada vez que me he adentrado más a este mundo comienzo a preguntarme que qué onda con lo que estoy haciendo.

    De los supuestos textos de las "chicas que leen" pareciera como si todo fuera miel sobre hojuelas. Yo de alguna manera creo que, lo importante no es sólo leer, sino qué lees en sí. Porque existe de todo, literatura buena, literatura de baja calidad, literatura mala. Sin embargo, creo que leer "buena literatura" no es suficiente. Hace falta "aprender" a leer: no quedarnos con el "qué dice" (fondo y primer nivel), ni con el "cómo lo dice" (forma y segundo nivel) sino llegar al "por qué lo dice" (tercer nivel de lectura), es decir, hacer lectura crítica.

    (Por cierto, le eché un vistazo a tu perfil y parece que estás a punto de entrar a la uni, sino es que ya entraste). Me agrada tu estilo, franco y directo. Sí. Los estereotipos son pésimos. Sin embargo, no todas las personas lectoras son así. Muchas veces es cuestión de temperamento. Las personas que aquí describes son lo que llamaría "pseudo-lector", que se creen demasiado pero que en realidad no tienen pinta de análisis o madurez.

    Ahora una pregunta reflexiva (para mí). ¿Soy yo un estereotipo? Quizás sí, quizás no. Como te decía, tengo un temperamento en específico. Tengo mis gustos y mis aficiones particulares (también soy friki y amo el jrock); sin embargo creo que es ridículo pensar que alguien es inteligente porque lee. ¡Vamos! La inteligencia se trae. Ahora que si alguien es inteligente, lee cosas de calidad y actúa es una bomba. Sin embargo todas las personas somos distintas. No a todos les tiene que apasionar la literatura, existen también otras cosas.

    Yo digo que cada quien se dedique a lo que sabe hacer mejor y que deje de estar fastidiando al resto de la gente. No todos podemos tener igual lucidez en todas las áreas del conocimiento y juzgar a otros porque no cultivan la misma área que nosotros es bastante absurdo.

    Je.. con respecto a seguir la moda, no me interesa porque soy pandrosa (sí, por convicción) pero pzz si al resto de la gente le gusta pz bien por ellos, no será (al menos esta) una de mis preocupaciones.

    Y nuevamente, gracias por tu post. Muy interesante. Que cada quien viva conforme a sus criterios y a sus estándares, y que busquemos comprender que los mismos son personales y que sólo aplican a nosotros :) haha. Saludos

    ResponderEliminar
  7. No estoy de acuerdo, yo soy lectora y realmente soy parecida y ¿qué tiene de malo? Las chicas normales son unas celosas de nosotras :p

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. ¡Hola!
      También soy lectora y no doy así, esta es una entrada a modo de sátira sobre cierto estereotipo que me encontré hace mucho en Internet

      Eliminar
    2. ¡Hola!
      También soy lectora y no doy así, esta es una entrada a modo de sátira sobre cierto estereotipo que me encontré hace mucho en Internet

      Eliminar
  8. Me ha hecho gracia el post y coincido contigo en lo de que se creen que por leer vamos a sacar buenas notas en lengua o algo así, mis lecturas me ocupan el 5% de mi vida, y hay gente que piensa que estas todo el día leyendo, y que cuando te ven bailando en algún sitio ya no te pega, y si quiero ir mona voy mona. A todos estos cliches de chica lectora contribuyen las películas, que ponen a una chica con gafas, ropa cutre y un libro en la mano y es una friki, pero claro, al final se enamoran porque es TAN inteligente y TAN tímida...clichés de toda la vida.
    Bueno, pues eso, que en algunas cosas me describes y es cierto, pero con esto sucede lo mismo que con ser hipster...hace dos años ser hipster era ser diferente, ahora todo el mundo lo ha intentado ser...ya ha perdido el encanto
    ¡Un saludo!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Pasa con todas las "modas". O así. Me da pena porque leer es una parte muy importante de mi vida (junto a otras diez, así que tampoco es MI vida) y al final acaban pensando que soy otra chica de esas tímidas que siempre traen el libro en la mano, como dices :)
      Nea.

      Eliminar
  9. Hola ! Bueno por donde empezar, tengo 17 años y soy lectora me encanta Harry Potter, Divergente, Los juegos del hambre, tambien clasicos como George Orwell 1984.. No me considero como el tipo de chica lectora que has escrito, claro que hay asi.. pero esas son un poco de mente cerrada, yo acepto que a cada uno le gusten diferentes cosas. Si que soy la mas sentimental e romantica de mis amigas pero es por como soy, y por lo que leo, pero por ejmplo para darte una idea, no me gustan las peliculas como tres metros ni tengo ganas e ti.. me dan asco porque son una pena de libros y pelis que enseñan basura a los adolescentes... HARRY potter por ejemplo lso libros estos que me gustan son por lo que transmiten del significado de la amistad , los valores, las reveliones..cosas que han hecho que esa saga sea tan memorable,, no por sus personajes (chicos) en mi caso,Harry, Cuatro, Peeta..no creo que las chicas lectoras se fijen en eso solo.. hay cosas muchissimo mas importantes. Eso si me he dado cuento que las fans de las peliculas si se fijan unicamente en el chico , en cambio con la que se ha leido el libro es diferente le llama la antencion otras cosas tambien.

    ResponderEliminar
  10. ¡Neaaa!

    Sé que la entrada es antigua, pero andaba procrastinando un rato y no se me ocurrió mejor sitio para hacerlo que en tu blog. Y acabé aquí.

    Creo que lo que comentas forma parte del proceso madurativo. Muchas de las personas que leen fueron señaladas con el dedo en la secundaria/preparatoria/como-quiera-que-se-llame-en-todos-los-países-hispanoparlantes así que, identificarse como diferentes, las ayudaba en términos de autoestima. El problema viene cuando crees que diferente es igual a mejor. O cuando dan la vuelta las tornas y ahora leer es "guay" y no leer no.

    Adoro leer. Nací con un libro bajo el brazo y moriré con uno. Me identifico como lectora porque es una parte de mí que me hace feliz, ahora bien, no es lo único que me define. Me encanta Jane Austen, adoro a los Brontë y creo que George Orwell era un visionario. Ahora bien, Madame Bovary, por ejemplo, me pareció un auténtico pestiño.¿Anna Karenina? Amé la prosa de Tolstoi, pero Anna me parece el personaje más inútil que me topé en mi trayectoria como lectora. ¿Soy peor por ello? ¿No capto las sutilezas? ¿No encajo en el molde?

    Prefiero gastarme mi dinero en libros, pero también disfruto gastándolo en ropa. Salgo todos los fines de semana (o casi todos), beber alcohol y bailar como una loca. Me encantan los domingos en que hibernas en el sofá viendo una serie. Adoro ver vídeos en Booktube, leer reseñas y hablar de libros hasta que se me canse la lengua, pero también disfruto de las tertulias con amigos y ponernos en plan criticón.

    Todos somos distintos, pero todos queremos que nuestra diferencia sea especial, nos haga especiales. Hay que aprender a disfrutar la vida a nuestra manera porque, si alguien quiere juzgarte, lo hará.


    ResponderEliminar
  11. Hola! Me gustó mucho lo que escribiste. Soy dueña de una página en Facebook y he tratado con todo mi corazón de romper este estereotipo.
    Hay que hacer las cosas porque te gusta, no por lo que los demás pensarán.
    En más de una ocasión he encajado en este estereotipo pero lo hago porque me gusta y no porque los demás piensen que soy culta o inteligente.
    Espero no te moleste pero compartiré tu blog en mi página. Tal vez alguien más se de cuenta que juzgamos a los demás y no nos damos cuenta que pertenecemos a la misma cosa.
    Atentamente: Diana Castro. Dueña de Libros Eternos.

    ResponderEliminar