Divagaciones de una Poulain
by Nea Poulain
Mostrando entradas con la etiqueta Witch Hat Atelier. Mostrar todas las entradas
Mostrando entradas con la etiqueta Witch Hat Atelier. Mostrar todas las entradas

miércoles, 9 de febrero de 2022

Masterlist de manga que recomiendo

Actualizada: 05/04/22

Hace casi un año hice una lista de autores asiáticos de ficción (en donde incluí novela, cuento, libro ilustrado y en una excepción, a una autora de novela gráfica). Sin embargo, dije que iba a dejar a los mangas para otra lista porque definitivamente quería darles su espacio (además de separarlos como mejor me pareciera porque siguen otras convenciones narrativas que creo que conviene explorar. Así que eso es esta lista. Sí, yet another masterlist que voy a tener que actualizar de aquí a la eternidad, por siempre jamás (todas mis masterlist son continuamente actualizadas, pueden verlo en las fechas que pongo hasta arriba, les recomiendo visitarlas).

Ahora, esta lista se une a la colección que ya hay de la lista de autoras, la de autores asiáticos, la de narrativa LGBT+ y las dos de fanfics que tengo (Harry Potter y My Hero Academia). Hago estas listas porque creo que siempre hay gente buscando recomendaciones y es fácil hacerse una idea del panorama con este formato. Les puedo contar que ni de lejos es mi último proyecto del estilo.

Como siempre, considero una buena idea recordarles que todas las recomendaciones son a título personal por que a mí me gustaron y que si hay cosas que faltan o no me gustan o no las he leído (no, no se me olvidó Naruto, es que no tengo planes de leerlo, y no, no se me olvidó One Piece, es que todavía no le entro a ese compromiso a largo plazo aunque sí, sí tengo planes de hacerlo; no, no olvidé Haikyuu, estamos intentando leerlo apenas). La división está hecha en demografías (y ojo, las demografías no son géneros); me pareció buena idea hacerlo así porque creo que conociendo las demografías un poquito, uno sabe más o menos qué tono narrativo podría tener la historia (sólo hay que recordar que hay romance en todas las demografías, fantasía en todas las demografías, ciencia ficción en todas... y así, hasta el fin, y que además siempre hay excepciones en los tonos narrativos que hay), pero siempre conviene recordar que sólo son la demografía a la que iba dirigida la revista en donde se publicaron originalmente. Y que tiene sentido en japón. Y que no son géneros. Y que no hay hard shonen ni soft seinen. Y que Attack on Titan no es seinen ni está a debate a qué demografía pertenece cuando claramente fue publicada de principio a fin en una revista shonen (pa' los de tuiter que viven discutiendo eso). Sin más, acá vamos.

Shonen

Fullmetal Alchemist, portada

1. Fullmetal Alchemist, Hiromu Arakawa. Es el mejor shonen de la historial, no se aceptan críticas. La historia de Edward y Alphonse Elric, alquimistas que buscan recuperar sus cuerpos es una historia preciosa sobre la relación entre dos hermanos que tiene un profundo trasfondo antibélico. Ya está terminado y consta de 27 tomos. 

2. Tsubasa Reservoir Chronicles, CLAMP. Mi manga favorito de la historia. Antes del MCU, CLAMP agarró a todos sus personajes y creo esto. Una versión diferente de Syaoran y Sakura en donde emprenden un viaje para recuperar los recuerdos de Sakura y acaban en medio de una paradoja temporal. Ya está terminado y consta de 28 tomos. 

3. My Hero Academia, Kohei Horikoshi. Mi obsesión actual, un manga sobre niños con poderes que quieren ser héroes. Creo que su mayor acierto es la construcción de sus protagonistas, su velada crítica al sistema que depende del heroísmo y a lo que puede ser la figura de los héroes. Todavía se encuentra en publicación, es una serie semanal y al momento de publicación de esta lista consta de 33 tomos en Japón.

4. Black Butler, Yana Toboso. Cuando empecé a leerlo, lo hice porque había deseado hacerlo desde mi adolescencia. Adoro esta historia de misterio sobrenatural ambientada en un Londres victoriano ficticio. Me parece que Yana Toboso es una escritora de misterio muy inteligente y quiero ver a dónde lleva la historia de Ciel Phantomhive y Sebastian. Al momento de publicación de esta lista, consta de 31 tomos en Japón. 

Tokyo revengers, portada

5. Tokyo Revengers, Ken Wakui. Fue mi historia de narrativa gráfica de todo 2021 y me marcó muchísimo. Las historias de los niños pandilleros pueden conmigo y además a esta le sumamos viajes en el tiempo, personajes entrañables y todas mis lágrimas. Consta de 26 tomos en Japón al momento de publicación de esta lista. 

6. Attack on Titan, Hajime Isayama. Lo terminé out of spite, pero creo que la historia si está chida pa' leer, aunque el estilo de dibujo de Hajime Isayama nunca me haya dejado de parecer cuestionable. De menos, lo recomiendo por la escena del mar, por Levi Ackerman y por darme a alguien tan relatable como la chica patatas. Ya está finalizada, con 34 tomos. 

7. A Silent Voice, Yoshitoki Oima. Me gustas las historias de bullies redimidos y que se hacen responsables de sus cagadas. También historias tan buenas cómo estas que analizan el círculo vicioso del bullying y ponen varias veces el foco en las responsabilidades que los adultos tienden a evadir. Ya está terminada y consta de 7 tomos. 

8. Inuyasha, Rumiko Takahashi. Esta serie me salvó la vida en la pandemia. Al menos, me dio una razón para salir de mi cama y hacer otras cosas que no fueran mirar al techo. La historia de Aome, que viaja al pasado, a la Era Sengoku de Japón y vive aventuras al lado de Inuyasha y hace amigos por el camino me fascina. Además que a mí me encantaba ver a Sesshoumaru que, como buen hermano mayor, tenía el único trabajo de chingar. Está terminada y consta de 56 tomos. 

Jujutsu Kaisen, portada

9. Jujutsu Kaisen, Gege Akutami. No esperaba entretenerme tanto con esta historia de demonios pero me encanta y me encantan sus personajes, además que las mujeres de Gege Akutami me gustan (y los señores que no las escriben como el culo en esta demografía no son la mayoría) y que su estilo de dibujo me parece muy particular. En este momento lleva 18 tomos publicados en Japón.

10. Bloom into you, Nio Nakatani. ¿A qué no sabían que el GL más tierno y menos male gaze que he leído es shonen? Pues sí es. Dato curioso. Adoro Bloom into you como exploración del romanticismo (incluso más que de la sexualidad) y de la identidad propia. Ya está terminada y consta de 8 tomos. 

11. Ao no Flag, KAITO. Mi historia favorita sobre la amistad, adoro está historia. Cuatro amigos en el último año de preparatoria, ese año en el que se cuestionan su vida, su existencia y qué desean del futuro. No tuve un último año de preparatoria así, pero fue interesante verlo desde sus ojos. Serie terminada, también, consta de 7 tomos. 

Seinen

Witch Hat Atelier, portada

1. Atelier of Witch Hat, Kamome Shirahama. Si no sabían que mi manda favorito del momento era seinen, se los vengo a contar yo. Esta historia de brujas y magia en dónde todos los magos guardan secretos y Coco busca cómo devolver a su madre a la normalidad es una cosa increíble y Kamome Shirahama es de las mejores dibujantes de todos los listados acá. Hasta el momento lleva 9 tomos en Japón.

2. Bungo Stray Dogs, Kafka Asagiri & Sango Harukawa. Otro de mis mangas favoritos del momento. Una agencia de detectives, mafia y sociedades secretas en las que todos los personajes están inspirados en escritores (muchos japoneses, algunos norteamericanos, rusos) se dedican a resolver misterios y pelearse entre sí. Hasta el momento llevan 21 tomos publicados en Japón. 

3. xxxHolic, CLAMP. Pues sí, su original run es seinen (creí que era shonen, porque se publicó en paralelo con Tsubasa, pero bueno, cosas que pasan por mi cabeza). Me encantan los misterios mágicos y esta serie es precisamente eso: resolver misterios mágicos a lo largo de algunos capítulos. Terminada, cuenta con 19 tomos. 

4. Tokyo Ghoul y Tokyo Ghoul:re, Sui Ishida. Mi obsesión por estas dos series es direcamente proporcional a mi odio por sus dos animes, que gran disservice fue para la historia todo... eso. Adoro a Kaneki y Haisse, a Touka y adoro la historia de los ghouls. Ah, y quiero abrazar a Juzou Suzuya. En fin, ¿qué ocurre en un mundo donde los ghouls se alimentan de humanos y algunos sólo desean sobrevivir y la humanidad está decidida a defenderse? En total, entre ambas series, son 30 tomos. 

Blue period, portada

5. Blue Period, Tsubasa Yamaguchi. Apenas lo empecé pero decidí ponerlo por los temas que trata: el arte y la pasión por crear. Yo no dibujo, pero me identifico mucho con el protagonista (yo escribo). También me fascina el dibujo de la mangaka y quiero seguir leyendo. Está en publicación y hasta el momento lleva 12 tomos. 

6. Your Name, Makoto Shinkai. Por lo que investigué cuando leí, el manga fue posterior a la película (uno de esos raros casos donde el manga va después del anime), pero me gusta mucho su premisa y su dibujo. ¿Qué tanto puedes conocer a alguien con quien intercambias cuerpo? Consta de 3 tomos.

7. The Gods Lie, Kaori Ozaki. Un manga de un sólo volumen, que se mete por algunos momentos en la vida de dos adolescentes con vidas complicadas y algunos secretos. Quise abrazar mucho y muy fuerte a los protagonistas de esta historia. 

Shojo

Clover, CLAMP, portada

1. Clover, CLAMP. Uno de los mangas más raros que he leído nunca jamás, no voy a poderle hacer una sinopsis nunca yo sola, pero la imaginación de las CLAMP es prodigiosa y definitivamente se los recomiendo. Que yo sepa está terminada y tiene 4 tomos. 

2. X/1999, CLAMP. Esta historia nunca tendrá final, resignémonos. Y sin embargo, es buenísima. Falta poco para el apocalipsis. ¿Ocurrirá o no ocurrirá? Quien sabe, pero el ensamble protagonista de este manga está metido en el desastre. Está en hiatus permanente, que yo sepa porque no dejaban a las CLAMP acabarlo como ellas querían, pero bueno, no tengo más información. Se quedó en el tomo 18 y no creo que vayamos a conseguir más. 

3. Banana Fish, Akimi Yoshida. Una historia de crímenes en Nueva York, con una visión muy japonesa de los 80 y 90 de lo que era Estados Unidos y lo que eran sus mafias. Ash Lynx es un adolescente pandillero que ha sido víctima de tráfico de menores desde hace años; Eiji es sólo un chico japonés que se ve envuelto en la disputa cuando el antiguo "Jefe" de Ash descubre que ya no puede controlarlo. Me gusta está historia precisamente porque nunca hay nada explícito y habla de lo horrible que es el tráfico de menores y lo importante que es el consentimiento. Y Ash y Eiji merecen todo en la vida. Está terminado y tiene 19 tomos. 

4. Smells Like Green Spirit, Saburo Nagai. Este BL se puede explicar como "pueblo chico infierno grande". Un chico que sufre acoso porque es gay en la escuela se ve envuelto en algunas peleas, otros dos chicos empiezan a cuestionarse su propia identidad y un profesor acosar quiere aprovecharse de la situación (creo que, de los mangas que he leído, trata el tema de manera muy sensible). Consta tan solo de 3 tomos. 

No. 6, portada, manga

5. No. 6, Atsuko Asano. Un BL de ciencia ficción en el que una ciudad perfecta que no es tan perfecta, de donde Shion ayuda a escapar a Nezumi (perdiendo su estatus de élite en el proceso). Más tarde, ambos vuelven a encontrarse y ahora sí, hay que hacerle frente al hecho de que en la ciudad se están llevando a cabo experimentos crueles. Tiene 9 tomos y es la adaptación de las novelas ligeras, que también recomiendo. 

6. Tamayura, Ringo Yuki. Un manga BL de tomo único, una historia de un joven que se reencuentra con su primer amor en el colegio internado tradicional japonés al que acude. Tiene un tono melancólico y nostálgico que me gustó mucho. 

7. Akatsuki no Yona, Mizuho Kusanagi. La leo porque tengo un crush en la princesa Yona y otro en Hak, pero además porque es una historia de fantasía increíble que cuestiona mucho lo que significa gobernar, ayudar a los demás y cuestiona mucho la crueldad, el ayudar a otros. Apenas voy a la mitad, pero sin duda la recomiendo con muchas ganas. En este momento lleva 36 tomos publicados en Japón, todavía está en emisión. 

Josei

Given, portada

1. Given, Natsuki Kizu. Nunca había buscando la demografía de este manga, pero lo hice para la lista y debo decir que lo sospechaba. Es uno de mis BL favoritos, sobre cuatro chicos en una banda de música. Me encanta el peso que tiene la música en esta historia y en los sentimientos de los personajes. Sigue en publicación y lleva 7 tomos en Japón. 

2. Helter Skelter, Okazaki Kyoka. Este es un manga de terror, medio thriller psicológico, tomo único. Eso me lo acabo de inventar, pero es mi mejor manera para describirlo. Habla de la industria de la belleza y el cómo una mujer llega a los límites para convertirse en un ser humano perfecto. 

3. Dekoboko Sugar Days, Atsuko Yusen. Esta es una historia adorable de dos amigos de la infancia que se enamoran. Uno de mis tropos favoritos para leer pasteladas, lo adoro. Un tomo único con una historia para calentar el corazón, lo adoro muchísimo. 

4. Classmates, Asumiko Nakamura. Otra historia adorable, esta vez de dos compañeros de clase que comienzan una relación algo accidentada, muy inocente, con los problemas propios de la falta de comunicación de dos adolescentes. Consta de un tomo único, pero tiene varias secuelas que han sido publicadas en diferentes partes. Todavía no las he leído, ya iré informando. 

Go for it, Nakamura!, portada

5. Go for it, Nakamura!, Syundei. Una historia episódica y adorable en la que Nakamura, un jovencito estudiante, está enamorado de uno de sus compañeros de clase, pero no tiene ni idea de cómo ser su amigo. Se han publicado 2 tomos, aunque sólo he leído el primero, pero de todas maneras recomiendo. 

6. Un extraño a la orilla del mar, Kanna Kii. Me gusta leer BL marketeado para señoras, sí. En este, un chico huérfano se marcha de la isla para volver más tarde en busca de su crush de adolescencia. Shun lucha contra su propia homofoibia interiorizada y sus conflictos personales en lo que Mio anda atrás de él. Es de tomo único, pero tiene una secuela.

7. Un extraño en primavera, Kanna Kii. De hecho este no estoy super segura de la demografía, pero creo que va acá. En fin, ya la moveré si me equivoqué. Mio y Shun vuelven a la casa de los padres de Shun y se introducen en la dinámica familiar llena de conflictos sin resolver. Más que BL esta historia es slice of life y la adoro. Consta de 4 tomos y no sé si habrá más después o alguna otra secuela. 

8. Boy Meets Maria, PEYO. Un manga de tomo único bastante fuerte que aborda la identidad de género, la sexualidad y, entre eso, el trauma que supone el abuso sexual en niños. Creo que es un tema que debe tratarse con sensibilidad (los tonos pueden variar siempre, pero si se trata desde lo sensible creo que valdrá la pena verá lo que propone quien escribe). Es una historia muy bonita.  

Hyakunen Kesshou Mokuroku, portada

9. Hyakunen Kesshou Mokuroku, Aki Aoi. Este manga es una cosa super desconocida en la que un científico encuentra a un chico extraño cuyos ojos son diferentes a cualquier cosa que haya visto antes y que se alimenta de diversas piedras preciosas. Es un BL bonito, adorable, de tomo único, con un dibujo muy tierno. 

10. Haruka Tooki Le (Home Faraway) de Yatsuda Teki. Años noventa en Texas, un chico de una familia ultra religiosa conoce a otro que vive al día. Ambos están buscando desesperadamente algo a lo que llamar hogar. Es un BL muy desgarrador, con arte precioso, de tomo único.

11. Rumsprigna de Kaya Azuma. Otro manga BL de un sólo tomo que narra la época de rumsprigna de un chico amish en los Estados Unidos y del chico bailarín que conoce y le ayuda a encontrar un trabajo durante los seis meses que pasará en el pueblo, me gustó mucho y creo que tiene un final muy esperanzador.

lunes, 3 de enero de 2022

Top 15 narrativa gráfica 2021

Esta entrada ya tiene por tradición ser la primera que se publica cada año, sobre todo porque en este blog discutimos muchísimo de todo tipo de narrativa gráfica y es de mis formatos preferidos. Como siempre, todo lo que yo haya leído en 2021 entra (sean pedazos porque voy al día o series enteras en las que me haya puesto al corriente). Hay una numeración del uno al quince y es bastante arbitraria, hecha a mi gusto, según lo que me impactó o cómo me impactó una historia. Evidentemente la lista es personal, igual que el gusto, pero si vienen buscando recomendaciones no duden que cualquier cosa de esta lista es algo que yo les recomendaría leer. 

No tengo mucho más que decir, así que podemos pasar a la lista, que va del quince al uno (siendo el uno lo que más me voló la cabeza de entre todas las cosas). Este año, como notaron, hay quince cosas porque hay que adaptarse a las lecturas de cada año y este sencillamente en diez no hubiera podido resaltar tanta cosa. Vamos allá.

15. Blood Bank, Silb

Yo vine por lo sexy y me quedé por la trama. En Blood Bank nos enfrentamos a una sociedad de vampiros en los que los humanos son sus subordinados y hasta sus esclavos. Shell, el vampiro protagonista es una anomalía entre los demás vampiros (puesto que no cumple ciertos estereotipos) y se enamora de un banquero humano, Uno. Y hay una revolución (porque evidentemente una sociedad así está un poco destinada a morir, cuando menos). Sí es un manhwa muy explícito y de repente dices "bueno, ¿y la trama?" y madres, te ataca con sentimientos. Le tomé mucho cariño mientras lo leía, además de que Shell es adorable, ultra poderoso y lo quiero mucho.  

14. The Remarried Empress, Alphatart & Sumpul

Yo llegué a esto porque Navier estaba guapa y había pajaritos mágicos. En serio, la emperatriz Navier es mi crush absoluto. Por otro lado, temía que la trama girara en torno a dos mujeres peleando por un vato todo pendejo pero evidentemente el vato está todo pendejo (y Navier termina por darse cuenta del asunto), Trisha está mensísima, lo que da para mucho comentario de cómo la manipulan hombres más poderosos que ella (además de que, por sus circunstancias, también intentan aprovecharse de ella) y Navier, más que pelear como mujer celosa por su marido, se esfuerza en mantener su dignidad (cosa un poco difícil cuando el idiota de tu marido te planta a la amante enfrente y te dice bueno ni modo así es la vida, los hombres podemos hacer estas cosas de pendejos, las mujeres no eh, ellas siempre bien dignas y honradas), entabla una amistad por correspondencia con el príncipe del Reino vecino y piensa en lo mejor para su pueblo. Está interesante a pesar de que a mí no me mata per se la intriga palaciega, pero el personaje de Navier es precioso y el arte de Sumpul me encantó. 

13. Through The Woods, Emily Carroll

Esta compilación de cuentos tétricos la leí para el GuadalupeReinas2021 (que acaba este seis de enero) como parte de la consigna de leer algo de terror y me fascinó. Me la pasé el 2021 metida en la narrativa grafica asiática, en general y en los autores independientes en internet y esta obra es de publicación un poquito más tradicional. Me encanta que sea totalmente al estilo de la autora, que sabe usar perfectamente las ilustraciones en conjunción con los textos para crear atmósferas muy tétricas y misteriosas. Adoré casi todas las historias, aunque mis favoritas fueron las primeras dos. Muy recomendado.

12. Lore Olympus, Rachel Smythe

Este año leí gran parte de la segunda temporada de Lore Olympus que explora muy muy a fondo la relación de Hades y Perséfone. También pone a todo el Olimpo a juicio así que si les gusta el chismecito, creo que es una temporada super divertida para leer sábado con sábado. Agradezco también que Rachel Smythe tenga tan buen timing para hacer mezclas entre drama y comedia que me han dejado con buenísimos memes pero también estrujado el corazón. De momento la sigo leyendo cada sábado (hasta que termine la temporada o se anuncie un descanso, que creo que será a lo largo del año) sin falta para enterarme de aún más cosas sobre Hades y Perséfone. A la primera temporada le hice una reseña (cosa que replicaré con la segunda cuando termine).

11. My broken Mariko, Waka Hirako

Fue una de mis lecturas de la primera mitad del año y me pateó miles y miles de veces. Waka Hirako hace mezclas muy interesantes entre una estética que tiene referencias japonesas y norteamericanas y las combina perfectamente con esa manera pausada y contemplativa de contar las historias que tienen muchos mangas y creo que fue el modo perfecto de contar una historia tan visceral sobre el duelo y la pérdida. My broken Mariko es un manga de un solo tomo (que tengo pendiente hacerle reseña, pero bueno, ya ocurrirá) que habla sobre el duelo y la pérdida (y lo hace de una manera muy visceral, cosa que agradezco). 

10. Novae, KaiJu 

También estuve todo este año siguiendo Novae de KaiJu, que ya apareció en el top el año pasado. Es una historia de fantasía y romance entre un astrónomo, Raziol, y un necromago, Sulvain. Este año introdujo bastante misterio y algunos momentos muy hermosos entre ambos. Sigo recomendándoles mucho que se acerquen a esta obra porque es algo adorable por todos lados y el arte es particularmente bello. De hecho, me la pasé todo el año recomendándolo por eso, es una delicia quedarse viendo las ilustraciones una por una.

9. Bloom Into You, Nio Nakatani

Definitivamente el manga GL que necesitaba leer. Es muy juvenil y no descarto buscar otro tipo de narrativas pero en la reseña de este manga rescaté mucho que sus personajes piensan mucho en qué consiste enamorarse y si es realmente necesario (de hecho hay un personaje que es arromántico). De la mano de la protagonista vamos explorando que no hay una sola manera de enamorarse en medio de un montón de confusión adolescente. Es un manga muy bonito, con un arte muy delicado en un estilo que me suele gustar mucho y pasé los ocho tomos mirando todo con ojos de amor. Hay una reseña de este manga en mi blog, ¡léanla!

8. My Hero Academia, Kohei Horikoshi

Bueno, está por algunos arcos. En específico el que involucra a Lady Nagant y el que le sigue con la clase 1A, además de los flashbacks o más bien, recuerdos (del arco de la señora gringa no me hablen, agradecí que terminara con mucho agradecimiento). Creo que ha tenido un ritmo frenético, pero nunca ha dejado de ir en una dirección bien marcada (aunque por allí da tumbos). Sin embargo, cuando se detiene en Deku y en los adolescentes es un manga maravilloso. Además que este año tuvo unas ilustraciones muy muy buenas, Horikoshi tiene bastante talento (y buenísimos asistentes, al menos espero que descanse alguna vez).

7. Jujutsu Kaisen, Gege Akutami

Este 2021 me puse al corriente con Jujutsu Kaisen y debo decir que tiene momentos que son obras de arte. Es un manga que además nunca me deja respirar (y esto no es una queja). Siempre me está contando algo, incluso en sus momentos más lentos y mucho más reflexivos. Creo que trabaja bien a sus personajes y va con cuidado en sus tramas. Hay muchos momentos que podrían ser tan solo shock barato en este manga, pero Akutami tiene una manera muy cuidadosa de narrar y de presentar los conflictos de sus personajes. Estoy deseosa de ver qué hace en el futuro.

6. Countdown to Countdown, Xiao Tong

Leí este webcómic enterito (al menos hasta el capítulo cinco, tengo pendiente lo que va del seis) durante 2021 y me encantó. No esperaba muchas de las cosas que encontré y ahora sólo quiero abrazar a Iris Black muy fuerte y decirle que todo está bien en su vida tan desordenada. También adoro a Lillium White, es un buen tipo. Quiero saber más de la historia porque creo que todavía está muy al principio de todo su potencial y apenas está marcando su rumbo, pero lo ha sabido hacer muy bien. Además que el arte de Xiao Tong es muy bello. Muy recomendado.

5. Ao No Flag, Kaito

El único formato en el que me gusta mucho leer slice of life es el manga (de ahí en fuera soy un poco más selectiva, pero bueno, tampoco es algo que no lea nunca). Este es un de los mangas sobre amistad y estar mirando al fin de la preparatoria (no es algo con lo que me identifique, por ejemplo, pero es algo que existe y es muy común) y hacerse demasiadas preguntas sobre el futuro, sobre el ser, sobre ser el amigo de alguien, sobre lo que significan las relaciones que entablas. Me encanta porque es una historia donde, a pesar de que hay romance, pone a la amistad también al frente de todo e ignora esa pelea estúpida de que si los amigos o tu pareja. Es una historia adorable y los personajes también lo son. Le escribí una reseña que pueden leer.

4. Tian Guan Ci Fu, Mo Xiang Tong Xiu & Starember

Está más que nada por el arte, no vamos a mentir. Aunque es cierto que la historia de Tian Guan Ci Fu es muy adaptable a manhua y muy estética por ello, también peca de tener pacing de novela (al ser la novela de aventuras no se nota demasiado y si no te fijas mucho no hay ningún problema). Sin embargo, lo que me sorprende de este es el arte que tiene (no es tan dinámico como se le suele exigir a estas historias) y en cambio profudiza más en una atmósfera más contemplativa (una elección extraña para esta historia, incluso considerando los tipos de narrativas que se suelen encontrar en Asia) y tranquila que definitivamente hace un muy buen contraste con el ritmo de la historia (en los pasos lentos le da un respiro muy fresco y cuando la historia se pone frenética le da sus muy merecidos descansos). De la novela tengo una reseña, pero del manhua eso tardará (hasta que lo terminen y miren, serán años). 

 3. Akatsuki no Yona, Mizuho Kusanagi

Creo que no está más arriba porque apenas voy en el tomo catorce (me queda más de la mitad) pero hasta donde llegué consideré suficiente para que entrara al top 3). Esta es una historia de fantasía sobre una princesa que se ve obligada a huir y eso la enfrenta a las realidades de su pueblo. Maravilloso. (Además que siendo un poco harem inverso este asunto, ayuda darse taquito de ojo, pero eso es aparte). Yona debe cumplir una profecía mientras viaja con Hak (su guardián incondicional) y lucha para que su pueblo no pase hambre, para que los enfermos no mueran en el abandono y para que se dejen de cometer injusticias. Es como si le hubieran puesto mi nombre a un manga.  

2. Atelier of Witch Hat, Kamome Shirahama

Este año por poco no sale este porque leer en scanlation estuvo medio accidentado, pero se logró y voy al corriente completamente. Está en segundo lugar por varias razones: el talento artístico de Kamome Shirahara, con ese capítulo al que le hizo tres dobles páginas, una de las cuales es un juego de mesa funcional que deseo imprimir; cómo este año explotó un poco la trama de quienes pueden y quienes no pueden usar magia y el camino por el que va el manga, y cómo ha desarrollado a los personajes. Sigue siendo mi manga favorito del momento cuando hablamos de historias de fantasía y por mucho. Se los seguiré recomendando con toda violencia.

1. Tokyo Revengers, Ken Wakui

Y ahora sí. El puesto de honor. La obsesión. El manga al que le entregué todas mis lágrimas. Espero que Ken Wakui esté joven y lozano después de bañarse en ellas. No, pero en serio. Creo que una de las razones por las cuales Tokyo Revengers ha sido tan notable para latam (porque es a quienes más nos he visto hablar de él) es por su manera de aproximarse a las historias como las cuenta. Tiene una manera increíble de tratar la esperanza, aunque la historia sea desgarradora. Pone los sentimientos siempre antes que el morbo, aunque estemos viendo la violencia de la cultura de las pandillas de adolescentes (y en lo que muchas veces se acaban convirtiendo, cooptadas por grupos delincuentes y mafias) y las vidas de estos niños (que crecen y viven en entornos marginales). Es una historia increíble. Creo que le entregué un poco de mi vida. Quiero a casi todos los personajes. Lloro todos los martes con el capítulo nuevo. Se las voy a recomendar todo el tiempo porque de verdad, de verdad, creo que es una historia de esas que te dejan muchas cosas y se quedan con un poquito de ti. Y les dejo un poquito del arte de Ken Wakui.

Hasta acá llegamos. Pocas cosas se quedaron fuera. Las menciones de honor son para Boy Meets Maria, Un extraño a la orilla del mar, Raruurien y Kochab, también historias muy notables. ¿Qué se llevan de recomendación? ¿Qué me recomiendan a mí? Y recuerden que pueden recar el top de 2020 y el de 2019.

sábado, 2 de enero de 2021

Top 10 cómic, manga y webcómic 2020

Mis rituales de inicio de año nunca cambian. Me gusta hablar de lo que leo y compartir mis lecturas en comunidad y eso tiene como consecuencia de que es muy difícil callarme sobre lo que me gusta (y a veces, sobre lo que no). 2020 también fue un año lleno de cómic y narrativa ilustrada de todo tipo, por lo que elegí hacer, de nuevo, un top 10 de las mejores cosas que leí (de hecho, cuando estaba haciendo la lista original consideré hacer un top 15 porque había muchas cosas de gran calidad, pero al final quedaron diez con una mención honorífica). Como la entrada ya será larga de por sí, vamos a entrar en materia. Si tienen curiosidad, aquí está el top ten de 2019.

Todas las elecciones tuvieron calificaciones de 5 estrellitas en goodreads. No creo mucho en ponerle una calificación numérica a las lecturas ni creo que unas estrellitas resuman perfectamente, pero me resultan más o menos útiles para agruparlas según la impresión que me dejaron y al final del año, cuando empiezo a evaluar qué clase de año lector tuve, las reviso. Que vayan del 10 al 1 es sólo una opinión subjetiva, pero créanme cuando les digo que creo que todo tiene puntazos de mucha calidad en esta lista.

10. Castleswimmer, Wendy Lian Martin

Ya reseñé Castle Swimmer (al menos si primera temporada) hace tiempo: es la historia del Iluminado y el príncipe de los tiburones. Ambos están envueltos en profecías y en destinos complicados. ¿Qué tanto puedes desafiar al destino antes de que te alcance? Si tu deber, aún horrible, salva a toda tu gente, ¿lo harías? Siren está ante esas preguntas y Kappa, que toda su vida ha cumplido profecías, sabe muy bien de la desilución cuando algo no se cumple según lo estipulado. Este es un webcómic publicado en Webtoon (allí lo pueden leer de manera gratuita). Me encantaron los personajes, el romance, sus dilemas, la manera en que está presentada la historia. Todo. Les recomiendo que la conozcan; también le hice una reseña

9. Inuyasha, Rumiko Takahashi

Vale. Inuyasha tiene un defecto chiquito: puede ser repetitivo. Pero también está en esta lista porque muchísimos de sus volúmenes me parecieron muy buenos y porque fue una gran lectura de acompañamiento durante la cuarentena. Durante dos meses y medio, además de algunas lecturas esporádicas, no leí otra cosa que no fuera Inuyasha. Todo el tiempo. Kagome me encantó, me enamoré mucho de Sesshoumaru e igual que la autora, deseé que nunca acabara (a pesar de que la historia puede llegar a ser repetitiva). Fue mi acompañamiento durante muchas muchas semanas, así que se ganó un lugar muy especial en mi corazón. Le hice una reseña.

8. My Hero Academia, Kohei Horikoshi

Este año leí los capítulos conforme fueron saliendo (que creo que fueron unos tres o cuatro tomos, no sé, no he contado) y creo que estoy muy conforme con el punto en el que está la historia. Especialmente en cuanto al desarrollo de varios personajes, como Bakugo, Hawks, Dabi, en general la historia de los Todoroki y, por supuesto, Deku. Mención aparte para la participación de Mina, que adoro cuando se recuerda que los héroes también sienten miedo y al círculo perfecto que hace Kirishima e ese momento. Si no está más arriba es porque algunas cosas que esperaba me defraudaron poquito (Horikoshi, haz cosas con Uraraka: la tienes justo allí), pero en general la siento por buen camino. Hablé un poco de él en esta entrada.

7. Lore Olympus, Rachel Smythe

El mito de Perséfone me obsesiona. Lo adoro. Es de mis favoritos. Me encanta leer muchísimas versiones de él y en general de cosas inspiradas en la mitología clásica. Rachel Smythe toma los elementos de varias historias, los transporta a un mundo muy parecido al siglo XXI, en el que los dioses conviven en el Olimpo y en el Inframundo y nos presenta a una Perséfone que guarda un secreto y por fin es libre de su mamá helicóptero, Demeter. Hades está en medio de una crisis amorosa, Hera quiere ponero todo un poco patas para arriba y Apolo tiene su propio club de "Odiamos a Apolo y queremos su cabeza en una pica". Es un webtoon y lo pueden leer gratis en la plataforma. Lo leí en inglés porque va más avanzado, pero también hay una traducción disponible.

6. No. 6, Atsuko Asano & Hinoki Kino

Este año por fin saldé mi deuda con No. 6 y quedé encantada con la historia que me encontré. Es una historia distópica en la que una ciudad, supuestamente perfecta, esconde muchas cosas raras y una profunda desigualdad (que se ve desde el principio). En ella habita Shion que, una noche, ayuda a Nezumi, un fugitivo, a escapar después de curarlo. Años después se vuelven a encontrar. La historia sigue más o menos la estructura de adolescentes rebelándose contra el gobierno y me gusta mucho como aborda las consecuencias de la rebelión, el buscar sobrevivir a toda costa y algunas otras cosas. El estilo de ilustración de Hinoki Kino es precioso y la historia no se queda atrás. Le escribí una reseña.

5. A Silent Voice, Yoshitoki Oima

Este manga tiene siete tomos y lo leí en menos de veinticuatro horas. Me encantó. Creo que plantea muy bien una historia de redención y habla del bullying con una muy grata perspectiva que se aleja de buenos y malos completamente claros y completamente oscuros. Nos permite asomarnos a la historia a través de los ojos de un personaje que busca redención y corregir sus errores y fue victimario para convertirse en víctima (que, además, el propio sistema escolar permitió todo lo que ocurrió). Me encanta también un capítulo que se narra desde la perspectiva de la protagonista, que es sorda, lo cual permite que uno se ponga en sus pies. Le escribí una reseña.

4. Bungo Stray Dogs, Kafka Asagiri & Sango Harukawa

Este manga me causó muchos mini infartos todo este año. Cierto es que lo empecé durante 2019, pero cuando llegó 2020 todavía no tenía muy claro qué onda con él. Leí a varios de los autores que le dan nombre a sus protagonistas este año (Dazai, Nakajima, Higuchi, Akutagawa, Soseki); otros todavía me quedaron pendientes después de terminar el año, pero de lo que no cabe duda es que el manga me gustó mucho. Me gusta mucho cómo desarrolla a Atsushi, su protagonista, sobre todo y como hace todas las referencias literarias que tiene. Al día de hoy voy al día y tengo un infarto. Sí los invito a conocer la historia. Hablé de él en esta entrada.

3. Novae, KaiJu

El mejor webcómic que leí este año. Tiene su propia web y además está disponible en webtoom para comodidad de la concurrencia. La historia sigue a Raziol y a Sulvain. El primero es un astrónomo y el segundo es un necromago super dulce y adorable. En medio de su romance hay misterios, magia e increíbles paisajes nocturnos. Uno de los fuertes de este webcómic es precisamente su arte. El cielo nocturno es increíble. La historia está en curso, pero la primera temporada ya está terminada y espero pronto hacerle una reseña.  

2. Monstress, Marjorie M. Liu & Sana Takeda

Monstress siempre queda arriba, si es que yo me pongo al corriente con algún tomo. No hay misterio en ello. Ya he hablado mucho de él y ahora que salga el compilado Book Two haré una reseña, seguro, para hablar más de él. El arte de Sana Takeda es impresionante, como siempre, y la compleja historia de Marjorie M. Liu no deja de sorprenderme. Monstress me parece un mundo y una historia construida con un increíble cuidado y me fascina. Les recomiendo que si les gusta la fantasía épica le den una oportunidad. Hice una reseña de los primeros tres volúmenes compilados. 

1. Witch Hat Atelier, Kamome Shirahama

¿Nadie se esperaba esto? ¿Nadie? Okey, En un movimiento sorprendente, considero que el mejor manga, cómic, narrativa gráfica que leí en el 2020 fue Witch Hat Atelier de la mangaka Kamome Shirahama. Tengo una campaña donde lo recomiendo a todo el mundo con toda violencia, además. El manga sigue la historia de Coco, una niña quien sueña con poder hacer magia y descubre un secreto sobre ella. Así, se convierte en la alumna de Qifrey y empieza a vivir en su atelier junto a las otras pupilas. Es una historia muy hermosa, con un arte espectacular. La recomiendo mucho. Hable de ella en esta entrada.

Y hasta aquí llegamos. Afuera se quedó Black Butler, que es mi mención honorífica (el arte de Yana Toboso junto con sus habilidades para la narrativa son muy buenos, pero se quedó por fuera de estos por algunos detalles) este año. ¿Qué leyeron ustedes que los dejó sorprendidos para bien? ¿Conocen algo de esta lista? ¿Se llevan algo como recomendación? Y, finalmente, la pregunta importante, ¿qué me recomiendan para este 2021?

lunes, 31 de agosto de 2020

Recomendaciones de mangas en curso

¡Hola! Hemos vuelto al manga (primero escribí volvido, por favor, no me dejen distraerme con los pájaros). En este blog hablamos de todo un poco y estamos justo en esa época de hablar de mucho manga (sobre todo porque mis lecturas van  más mal que bien, pero ni los cómics ni los mangas fallan).

Con el manga tengo una regla: nunca jamás de los jamases reseño mangas en curso. Considerando que hay series que llevan cinco, seis, siete, diez, quince, más años en emisión la cosa se pone difícil cuando de verdad quiero recomendar algo, así que por eso decidí hacer esta entrada además de las reseñas que ya tengo. No voy a abordar tantas cosas como suelo hacer en las reseñas así que intentaré no enrollarme como persiana con estas recomendaciones. Hay de varios géneros y demográficos, así que supongo que pueden encontrar algo que les llame la atención. Si nunca han leído manga, siempre pueden experimentar si algo de verdad les llama mucho la atención. 

Witch Hat Atelier, Kamome Shirahama

Sinopsis: Coco es la hija de una costurera en una aldea en el campo, pero sueña con convertirse en hechicera. Un día, una visita inusual a su aldea hace que descubra el secreto de la magia y la intente practicar. El mago Qifrey se da cuenta y la salva antes de que la magia prohibida que activó acabe con ella, pero no logran salvar a la madre de Coco, que se acaba convirtiendo en piedra. Coco decide estudiar en el atelier de Qifrey para regresar a su madre a la normalidad.

Recuerdo que cuando empezó el manga lo vi por allí y pensé que se veía interesante porque me transportaba a las raíces de las cosas que más me gustan: las brujas, las magias y esta fantasía que se alimenta del lore de muchas culturas y regiones, a la vez que propone mundos completamente nuevos con reglas distintas. Witch Hat Atelier no intenta alargar los límites de este mundo que conocemos, sino que nos presenta otro diferente, donde Coco desea ser una bruja más que otra cosa.

¿Por qué les recomiendo Witch Hat Atelier? Primero, por la manera en la que habla de la magia. Es algo maravilloso que está en todas partes, que busca maravillar a aquellos que la miran y sorprender. Es parte del mundo. En Witch Hat Atelier quizá tiene un sistema complicado, pero nos recuerda que la magia no es ciencia y no se rige por sus reglas (como quizá otros escritores intenten aproximarse a ella), sino que se acerca a lo imposible, a la maravilla pura. ¡Por eso me encanta este manga! Sigue de cerca a las cuatro estudiantes del Atelier de Qifrey y sus aventuras.

Otros puntos que quiero resaltar en la recomendación: tiene un énfasis en que la imaginación es algo poderosísimo (la magia sin imaginación no nos lleva a ninguna parte; la curiosidad por saber más y por conocer más nos consume y la magia nos regala eso) que recuerdo específicamente de La Historia Interminable de Michael Ende (Fantasia no tiene fronteras porque la imaginación tampoco las tiene, la fantasía no crea mundos con las reglas que conocemos, sino que propone otras miles de ideas, de variantes y de posibilidades); también resalta la imaginación y la infancia, sobre todo desde el punto de vista de una de las estudiantes de Qifrey, Riché (y también me encanta el énfasis que pone en que son los estudiantes que eligen al maestro).

En México la serie apenas va por el tomo tres con la traducción y edición de Panini, en España creo que van en el seis con Milky Way (no sé de otros lados, la verdad). Yo sigo el scanlation de #dropout, aunque ya consideré comprarlos como mil veces. El manga apenas va en sus primeros arcos, el mundo va tomando forma. El arte de Kamome Shirahama es algo maravilloso en la manera en la que se funde con la historia y en cómo usa un montón de recursos al hablar de la historia de las brujas. Es precioso en todo sentido. Yo sólo digo que vale la pena venir a investigar este manga (es mensual y, por el momento, creo que está de descanso).

My Hero Academia, Kohei Horikoshi

Sinopsis: En un mundo donde los superpoderes son cosa de todos los días, ¿qué sucede con un aspirante a superhéroe que no tiene ningún superpoder? Izuku Midoriya tiene la mala fortuna de no haber manifestado ninguna "singularidad" (superpoder), pero ha cautivado la atención de All Might, el más famoso de los superhéroes, quien tiene un plan para ayudar a Midoriya a ingresar en la Preparatoria U.A., escuela especializada en la profesionalización de jóvenes superhéroes 

Soy una lectora ávida de muchas cosas que entran dentro del shonen. Aún así, para engancharme a estas series larguísimas o que se ve que van a ser larguísimas soy medio especialita. Sobre todo porque son compromisos a largo plazo (no les cuento yo el tiempo que llevo siguiendo Attack on Titan y la decepcioón que han sido los últimos tomos en mi vida). El caso de My Hero Academia es especial porque es una serie que empecé porque mis amigas no tenían piedad y todas sus pláticas eran un pozo de My Hero Academia. 

¿Por qué la recomiendo? Uno, es muy entretenida. Dos, tiene personajes interesantes y en general aunque su desarrollo es lento (por el cast tan grande que carga la serie), creo que en la mayor parte de los casos va por buen camino. De hecho, todos (con una excepción) me parecen personajes bien construidos (incluidos aquellos que desprecio... con una excepción, que no existe en mi mente). Los siguientes motivos ya son más personales.


No sé si la intención del autor fue reflejar cómo demonios sería la capitalización de la figura del héroe (o sea, lo que muestra Marvel en la mitad de sus cómics, pero como si fuera maravilloso) pero eso salió. Me encanta como analiza el sistema y cómo es tan obvio que nadie nace igual allí: lo normal es tener un superpoder (llamado singularidad), pero ¿qué pasa cuando no lo tienes?, ¿qué pasa cuando te hace daño?, ¿qué pasa cuando alguien califica a tu poder como el poder de un villano? ¿Cómo vive una sociedad así? Tiene varios arcos donde se aborda la hipocresía de una sociedad donde la imagen de un héroe es más importante que el héroe (la persona detrás de esa figura) en sí. El último aborda, además, de manera tangencial, la falta de empatía en una sociedad donde todos los problemas los resuelven los héroes, pero se olvida que los héroes son humanos y no herramientas.

Finalmente, creo que me gusta mucho porque tiene en proceso un arco de redención y de crecimiento muy cabrón con sus protagonistas (Izuku Midoriya y Katsuki Bakugo, todos sabemos que el manga es un slowburn entre ellos) y me gusta mucho como va su trama. Además me gustan muchísimo los villanos. Lleva 28 tomos (si no me falla la memoria el 28 sale a principios de septiembre en japonés) y anda ahora mismo acercándose a los 300 capítulos. Considerando lo largo que creo que va a ser, diremos que no lleva tanto (cada semana, sin falta, lloro por el capítulo nuevo). Con Panini lo encuentran en español (aunque me traume como escriben Kacchan).

Given, Natsuki Kizu

Sinopsis: «Se me clava en lo más profundo y soy incapaz de arrancarla.» Justo cuando está empezando a hastiarse de la guitarra y el baloncesto que tanto adoraba, Uenoyama se encuentra con Mafuyu, que está abrazado a una guitarra estropeada. Después de arreglársela, no puede evitar sentir cierta simpatía hacia él. Entonces le oye cantar… y su voz se le clava en lo más hondo del alma…

Creo que esta es una recomendación que ya se esperaban tratándose de mi blog. Antes de Given llevaba tiempo sin leer un manga BL (boyslove) que me gustara tanto como este (o quizá sólo quedé traumada con las partes terribles de Gravitation) pero me gustan muchas cosas de Given. Sus personajes, el dibujo tranquilo, el ambiente melancólico que lo envuelve, la forma en la que puedes sentir la música (es buenísima idea leerlo y ver el anime al mismo tiempo, porque el anime es un excelente complemento con la música). 

Es un manga que va lento (es bimestral y por más que lo intento no entiendo absolutamente nada de su calendario de publicación) y apenas va a salir en México de la mano de Panini. El protagonista, Mafuyu,  carga a todos lados una guitarra. Uenoyama lo encuentra el día que le roba su espacio para tomar una siesta en la escuela, le arregla la guitarra y Mafuyu le insiste que le enseñe a tocar. (Además de esto Uenoyama está en una banda junto a Akihiko y Haruki, que ya son universitarios). Mafuyu habla poco, Uenoyama no sabe por qué tiene la guitarra si no sabe tocarla (queda claro que no es cualquier guitarra) y la historia se va desarrollando lentamente entre ambos.

La voz de Mafuyu lo deja hechizado. En esos paneles en el manga uno puede jurar que prácticamente puede oírlo, se los juro. La historia es tierna, tiene detalles que me encanta (Akihiko asegurándole a Uenoyama que no tiene nada de malo que le guste otro hombre), una manera de hablar de la música (tema que no entiendo) muy hermosa que me llega mucho, detalles por allí y por allá y un ambiente melancólico increíble. Mi parte favorita es lo relatable que es Uenoyama con los crushes. O quizá yo solita me identifico, quien sabe. Ese no saber que hacer, ese congelarse cada tanto, esas crisis que tiene su cabeza, todo es magnífico.

El manga lleva apenas seis tomos (está por salir el seis, si no me equivoco) y va con tranquilidad, así que es buen momento para asomarse a él. Si les gusta el BL, las historias de músicos y las tramas más domésticas este manga es para ustedes. 

Bungo Stray Dogs, Kafka Asagiri & Sango Harukawa

Sinopsis: ¡Llega de las mentes brillantes de Kafka Asagiri y Sango Harukawa la afamada serie Bungo Stray Dogs! Un joven llamado Atsushi Nakajima, expulsado de un orfanato y recién llegado a Yokohama, ayuda a cierto chico que intenta suicidarse: Osamu Dazai. integrante de la Agencia Armada de Detectives, organización que investiga el caso de un "tigre come-hombres" que abruma al mundo. Ahora, ¡¿Nakajima forma parte de la investigación?! ¡Comienza la batalla cuyo escenario será Yokohama!

Tengo la idea que este es un manga que también cabe un poco en la fantasía. No sé, solo adoro el mundo de los autorxs de este manga. Bueno: en Yokohama existen dos organizaciones rivales: la agencia de detectives armados (me van a perdonar las traducciones del carajo pero nunca he leído nada sobre este manga en español) y la Port Mafia. Atsushi Nakajima, un joven expulsado de un orfanato, es encontrado casi muriéndose de hambre por Osamu Dazai mientras investiga el caso de un tigre que aparece por las noches y come hombros. Pronto Atsushi es parte de la agencia de detectives y tiene que enfrentarse a la Port Mafia, además de otras organizaciones que ansían controlar el mundo o, cuando menos, Yokohama.

¿Por qué me gusta tanto este manga? Todos los protagonistas y personajes que aparecen son tributos a escritores. En el caso de la Port Mafia y la agencia de detectives (y otras organizaciones más, como el gobierno o servicios secretos) son escritores japoneses: Osamu Dazai, Atsuhi Nakajima, Chuuya Nakahara, Ichiyo Higuchi, Ranpo Edogawa, Mori Ogai, etcétera, etcétera (si me pongo a listarlos a todos no acabo nunca jamás) y, además, tienen poderes especiales que son referencias directas a sus obras (como Dazai, por ejemplo, cuyo poder es No Longer Human). Además, todas las tramas y referencias son maravillosas si uno conoce a los escritores.

También tiene un arco donde incluye a los norteamericanos: Francis Scott Fitzgerald, Margaret Mitchell, John Steinbeck. Y el más reciente tiene mucho que ver con otros de mis personales favoritos: los rusos (Dostoyevski y su Crime y Castigo me dan mucho miedo, Gogol me encanta y Pushkin... está ahí). La verdad es que es maravilloso ver como se desenvuelve la trama entre todos estos personajes, las referencias a la literatura son maravillosas y le dan alimento a mi parte más ñoña y me encanta el mundo que crearon Kafka Asagiri y Sango Harukawa.

Se los recomiendo si les gusta un poco la fantasía (el mundo de los autorxs no tiene límites, la verdad, admiro su imaginación), si son ñoños de la literatura clásica y si les gustan las historias que tienen toques de crimen sobrenatural. Todos estos escritores mencionados hablaron de lo humano, de la esperanza, de la miseria, del arte mismo y verlos interactuar en una historia que rescata todos esos temas en un setting como este es maravilloso. (Además hay light novels y pues... sin pretensiones están buenas, no esperen demasiado, ya no sé si de Asagiri o de los traductores).

Black Butler, Yana Toboso

Sinopsis: Sebastian Michaelis. Mayordomo, cocinero, guardaespaldas, jardinero y experto en etiqueta. Siempre hace que su joven jefe, Ciel Phantomhive, mantenga el prestigio y la integridad física. Nunca permite que algo quede fuera de lugar o que los sirvientes caigan en la holgazanería. ¿Pero qué misterio guarda este singular hombre, que observa una agilidad y fuerza inimaginables y a quien las balas no le afectan? 

El último de esta serie enorme. (Perdón, pero quiero que pase mucho tiempo antes de que vuelva yo ha hacer una entrada así, hasta que tenga muchos otros mangas en curso que recomendar). ¿Les gusta la Inglaterra Victoriana? Este es su manga. ¿Les gusta además la Inglaterra Victoriana donde se dan cita demonios, reapers, asesinos, cultos malignos y toda clase de criaturas del inframundo? Este es su manga (y por favor manténganse alejados del anime, yo lo intenté, pero es un desastre enorme).

El conde de Phantomhive, un jovencito de trece años (creo que esos tiene en el canon ahorita) resuelve crímenes acompañado de su mayordomo, el miterioso Sebastian Michaelis, entre otras cosas (a veces se dedican a participar en competencias de curry o a huir de enemigos que les pisan los talones). Este manga me gusta por dos cosas: el arte de Yana Toboso es impecable y mejora con los años y ella es una genio del storytelling. Creo que en el futuro lo voy a releer entero, sólo para asombrarme de todas las pistas que va poniendo de sus revelaciones más grandes, de verdad que considero que es una maestra para esto del misterio.

Además me encanta el cast: Elizabeth Milford es de mis mujeres favoritas en el manga. Tiene un monólogo sobre ser una chica y lo que se espera de las chicas tiernas y dulces en un capítulo y adoro que se traten esos temas. Además, me encanta como personaje femenino "fuerte". Se tiende a pensar que esos personajes sólo existen si rechazan también lo que conocemos como feminidad según la sociedad y no. Los personajes más femeninos suelen ser más castigados y más odiados. La sociedad impone la feminidad y luego la rechaza. En fin la hipotenusa. Me parece importante recordar que Elizabeth es una jovencita como cualquier otra y que tiene fortalezas increíbles y que ser "personaja fuerte" no está peleado con la "feminidad" porque mujeres como esas existen en la vida. Fin. 

Del resto del cast adoro a Grell Suthcliff (lo que me hace reír) y me encanta cualquier momento en que aparezca The Undertaker (se me caen los calzones, pero también adoro el aura de misterio que tiene). Me encanta el príncipe Soma y adoro a Agni también, me parecen personajes muy bonitos dentro de esta historia. El cast de Yana Toboso es muy especial y creo que hace buen uso de todos sus personajes para crear este Londres Victoriano paralelo al nuestro donde los reapers andan como si nada, los demonios son mayordomos a la luz del día y es posible tener un grupo de idols (ese arco me encanta y el final me dejó una crisis nerviosa, perdón). Total: recomendado a quien le guste el misterio, la fantasía de esa que tiene diablos, demonios y rituales extraños.

Sí, les juro que todavía está en emisión. Va en el tomo XXIX (creo que ya el treinta o está por salir) y en México lo consiguen con Panini (que muy honestamente no sé si va al corriente o le falta el último tomo, pero ajá). Es el más largo de los recomendados aquí, pero por si los puedo convencer de darle una oportunidad.